Suipacha 2224. 3000 Santa Fe

Hiperhidrosis

Hiperhidrosis o Sudoración excesiva

Así es conocida una condición médica, que consiste en la sudoración excesiva y es causada por el aumento de la función de la glándula sudorípara ecrina.

La sudoración es necesaria para el organismo con el objeto de regular la temperatura corporal, manteniendo así la misma dentro de los rangos normales (36.5°C-36.8°C), en respuesta al calor ambiental. Este proceso puede verse aumentado en determinadas condiciones de diversa índole: Orgánicas (hipotiroidismo) o psíquicas (stress).

Esta condición puede ser tan importante en la vida del individuo que puede, incluso, alterar su vida de relación y modificar su comportamiento social, provocándole gran angustia, la que a su vez aumenta su problema, convirtiéndose en un círculo vicioso. Es muy común tomar conductas evasivas, evitando de esta manera, el contacto con el entorno. La incidencia de este problema en la población es muy importante, ya que se calcula que aproximadamente el 1% de la misma lo sufre, dentro de la cual más del 60% no consulta al médico, ya que lo considera algo normal o un problema sin solución. Por otro lado, otros consultan hasta el cansancio a varios profesionales sin encontrar, aunque sea, una mejoría o disminución en la sudoración que lo aliente a seguir buscando alternativas.

Afecta preferentemente las axilas, las palmas de las manos y las plantas de los pies, sitios donde las glándulas sudoríparas se encuentran en mayor concentración, pero, también pueden encontrarse afectados otros sitios como la cara, comprometiendo en este caso a mujeres, generalmente, menopáusicas.

Su mecanismo causal es la alteración del sistema nervioso periférico simpático, quien estimula a la glándula, provocando el drenaje de sudor. En estos casos, dicho estímulo se encuentra exagerado.

Cuando la hiperhidrosis se produce en situaciones de stress emocional, se asocia a otra situación particular como lo es el olor, infinitamente más invalidante. Esta condición se conoce como bromhidrosis, o sea, sudoración excesiva y olorosa, la cual está causada por el estímulo de la glándula sudorípara apócrina.

Podemos decir que la Hiperhidrosis no es una enfermedad de la piel, quien está enfermo es el sistema nervioso autónomo, lo que se manifiesta en la piel produciendo una disminución severa en la calidad de vida del individuo.

Tratamiento.
1. Local.

Consiste en la aplicación de desodorantes compuestos con clorhidrato de aluminio hexahidratado, que actúa directamente sobre la glándula sudorípara, obviamente durante un tiempo sumamente acotado y con resultados muy pobres. Está indicado en casos leves y con escaso compromiso emocional en el paciente. Generalmente, lo asociamos con tratamiento oral con ansiolíticos .

2. Tox. Botulínica.Botox
Esto consiste en la aplicación inyectable de la mencionada toxina en el sitio preciso del problema, preferentemente en axilas, pero también muy eficaz en las manos, aunque este ultimo es un poco doloroso.
El área hiperhidrotica es inyectada con una aguja mosquito) muy fina e intradérmica, con punturas en cada axila distribuidas uniformemente en múltiples sitios separados entre 1 a 2 cms.
Después de 1 semana, los pacientes han mostrado un 95% de respuesta basada en una evaluación gravimétrica.

Los pacientes deben ser evaluados
en la consulta sobre las causas potenciales
de hiperhidrosis secundaria
(ej: hipertiroidismo, feocromocitoma)
para evitar el tratamiento de sintomático
de la hiperhidrosis sin el diagnostico
y/o tratamiento de una enfermedad subyacente.

Es un proceso poco invasivo, que puede llegar a generar la solución del problema temporalmente por espacio de 6 a 8 meses, lo que lo hace doblemente beneficioso, resuelve el problema, aunque por tiempo acotado, y es reversible, en caso de efectos adversos como rash cutáneo, enrojecimiento, dolor en el sitio de inyección y muy raramente reacción urticariana.

Contraindicado en embarazo, lactancia, enfermedad neuromuscular como miastenia gravis, y si esta tomando antibióticos aminoglucosidos.

3. Simpatectomía torácica.
Es la sección selectiva de la rama simpática del sistema nervioso periférico a nivel torácico. Actualmente dicha intervención se realiza de manera videolaparoscópica, lo que la hace mínimamente invasiva. También tiene pro y contras, ya que por un lado hace que la solución sea definitiva y anule totalmente la sudoración y por otro lado, puede generar la sudoración en otros sectores del cuerpo como abdomen.

La hiperhidrosis por ser una condición que altera la vida de quien la padece y por la frustración que causa ante los fracasos de los tratamientos hasta ahora conocidos, tiene, con la Toxina Botulínica una nueva y efectiva arma terapéutica para dejar de ser el grave problema que muchas personas sufren día a día. Por todo esto lo invitamos a consultar.

Rodrigo Acevedo

Crugía Plástica y Cosmética - Láser

.